viernes, 19 de noviembre de 2010

ABATEN A DOS SICARIOS EN SANTA CATARINA,NUEVO LEÓN


EL NORTE Monterrey, México (19 noviembre 2010).- Después de una persecución a balazos, dos sicarios cayeron abatidos por militares en un enfrentamiento que duró unos cinco minutos, en la Colonia La Fama 2, en Santa Catarina.

Los dos pistoleros quedaron en el interior de un auto Jetta color gris, que resultó robado con placas colgadas, donde las autoridades federales encontraron un arma larga, una corta y droga.

No se reportó que algún soldado hubiera resultado herido en el tiroteo ocurrido alrededor de las 0:30 horas.

Mientras los militares mantenían resguardada la zona donde quedaron abatidos los dos presuntos narcotraficantes, y peritos y ministeriales hacían las investigaciones, un grupo armado se detuvo en una camioneta y disparó por lo menos en ocho ocasiones en dirección hacia esa área.

De inmediato, un grupo de soldados protegieron a los civiles que estaban en el lugar y otro grupo se parapetó en vehículos desde donde respondió a la agresión.

En el segundo enfrentamiento no se reportaron heridos. Tampoco la Sedena informó que hubiera logrado la captura de los sicarios.

De manera extraoficial se informó que un convoy de tres unidades militares se topó de frente contra el vehículo Jetta con vidrios polarizados.

Al marcarles el alto, el conductor y el acompañante respondieron a balazos y se desató la persecución por la avenida Cuatlicue, en las faldas del Cerro de las Mitras.

El Jetta se dirigió hacia el sur por la calle Ixhuatlán, entre Chinalma y Palenque, donde se estrelló contra una camioneta Jeep estacionada.

El grupo de militares copó y dejó sin salida a los pistoleros, quienes quedaron sin vida dentro del vehículo impactado.

Aunque se presumió que habrían escapado por lo menos dos hombres más que viajaban en ese vehículo, esta versión no fue confirmada por las autoridades.

El área quedó fuertemente resguardada por militares y después por ministeriales, sin embargo, esto no fue impedimento para el segundo ataque del crimen organizado.

Desde una camioneta, al parecer XTrail, un pistolero disparó unas ocho ocasiones con un arma de las denominadas "Cuerno de Chivo", a una distancia mayor a los 100 metros, justo desde la avenida Cuatlicue.

Peritos de la Procuraduría, personal del Servicio Médico Forense y periodistas que hacían la cobertura del primer enfrentamiento corrieron y se tiraron al piso cubriéndose entre los autos y camionetas estacionados.

Un grupo de militares resguardó a los civiles que se encontraban en el lugar mientras otro grupo de choque hizo frente a los sicarios, quienes lograron escapar.

Después llegaron otros 50 soldados en varias camionetas, para blindar la zona de riesgo, mientras se realizaba el levantamiento de los cuerpos y de evidencias.

Esta mañana la Sedena no había proporcionado información del tipo de armas que fueron encontradas dentro del Jetta,ni la cantidad de droga que también fue hallada en el interior.